Contactar

 

La celestina de Nin-Culmell. Entrevista. PDF Imprimir E-mail
Escrito por José R. Díaz Sande.   
Sábado, 20 de Marzo de 2010 16:18

LA CELESTINA
de NIN-CULMELL

[2008-10-19]

El Teatro de la Zarzuela abre temporada 2008/2009 con un título muy conocido y al mismo tiempo insólito: La Celestina de Fernando de Rojas Zorrilla.


LA CELESTINA
de
NIN-CULMELL

EL Teatro de la Zarzuela abre temporada 2008/2009 con un título muy conocido y al mismo tiempo insólito: La Celestina de Fernando de Rojas Zorrilla. Lo insólito, a primera vista,  está el que se estrene en el Teatro de La Zarzuela, coliseo que prefiere lo musical más que la prosa, a excepción del tiempo que ocupa el Festival de Otoño. Pocas noticias se tenían, a nivel divulgativo, acerca de esa Celestina, a la que el compositor Joaquín Nin-Culmell (Berlín, 5 – IX – 1908/Oakland, California, 14 – I - 2004)) puso música y de ahí su estreno en el Teatro de la Zarzuela.

  • Es la primera vez que se estrena en el mundo – aclara Luis Olmos, director del Teatro de la Zarzuela -, y coincide, en este 2008, con el centenario de su nacimiento. Por desgracia Joaquín Nin-Culmell no ha podido ver su montaje ya que falleció hace 4 años. He visto el trabajo realizado y me sorprendió gratamente. Es una obra sorprendente realizada por un equipo fantástico.

ANA MARÍA IRIARTE:
VER ESTRENADA LA OBRA DE NIN
ES UN SUEÑO

Esta Celestina es un proyecto que, erre que erre, la mezzosoprano Ana María Iriarte, ha trabajado para que se estrenara. Ella es la directora artística de esta producción y es un sueño que ha visto realizado.


ANA MARÍA IRIARTE
  • Sólo tengo palabras de agradecimiento para Soledad López, la presidenta de la Asociación Estatal de Actividades Culturales; el Teatro de la Zarzuela y todos sus colaboradores, y el equipo artístico que son maravillosos. Ver estrenada la obra de Nin es un sueño. Era una persona excepcional de la cual una se enamora. Es una pena el que no haya podido ser estrenada antes y que él no la pudiera ver. Es una obra interesante que va a gustar. Mi mayor ilusión es que por fin se haya estrenado.

 

SOLEDAD LÓPEZ:
PARTICIPAR EN ESTE PROYECTO
VALÍA LA PENA

Soledad López, desde el 5 de Septiembre es la Presidenta de la Asociación Estatal de Actividades Culturales. Es una Sociedad adscrita al Ministerio de Cultura.

  • Participar en este proyecto – declara Soledad López valía la pena. Se cumplen ahora 100 años de la muerte del compositor Joaquín Nin-Culmell y a la Asociación le ha parecido perfecto conmemorarlo con el estreno  de su Celestina. Es su obra más querida en la que empleó cuatro años de su vida, pero no la dio por finalizada, corrigiéndola continuamente hasta el final de sus días. La Asociación ha puesto mucho empeño en estrenarla. Son pocas las ocasiones que el texto de La Celestina haya sido llevada a ópera. El libreto es una relectura de la obra de Fernando de Rojas Zorrila con textos de Juan del Encina. Se centra en la relación de dos personajes del final de la Edad Media (Melibea) y el Renacimiento (Calisto). Mi agradecimiento para la Fundación Ana María Iriarte y la producción. Ha habido una perfecta sintonía.

SOLEDAD LÓPEZ

MIQUEL ORTEGA:
UN COMPOSITOR MUY DOTADO

De la dirección musical se encarga Miquel Ortega (Barcelona) que declara:

  • Siempre es una responsabilidad y un orgullo muy grande estrenar una obra. Siento que no haya sido en vida de Joaquín Nin-Culmell, lo cual hubiera sido posible pues vivió hasta los 96 años. Mi enhorabuena para aquellos que han conseguido llevarla a cabo, pues se trata de un compositor muy dotado. No tuve la suerte de conocerlo en vida, pero, por referencias, sé que era una persona entrañable. Nos queda su partitura y anotaciones.  

Joaquín María Nin-Culmell
Joaquín María Nin-Culmell se une a los compositores que optaban por la música nacionalista, partiendo de la tradición abierta por aquellos músicos que se asentaron en París as finales del siglo XIX: Joaquín Turina, Manuel de Falla y Joaquín Nin Castellanos, padre del compositor que nos ocupa. Nace en Berlín, debido a la estancia de sus padres por motivos laborales. Su ciudadanía será cubana por decisión de sus padres. Tres años antes de su muerte, como caso excepcional, obtuvo la nacionalidad española por un Real Decreto de 9 de febrero de 2001. Ante esta concesión declaró en ese año:

“este generosísimo gesto de Su Majestad me ha devuelto un poco de luz a mi presente noche oscura”. (Carta Ignacio García, director de escena de La Celestina).

  • Como compositor – añade Miquel es muy valiente, pues en pleno siglo XX sigue escribiendo música tonal y confiar en la melodía. “Prefiero emocionar, antes que sorprender”, decía. Aprendió que la música tiene sus raíces en la armonía del universo y  la música la descubre. Para que la música tonal sea válida tiene que estar muy bien hecha. En cambio, la música atonal no necesita de este requisito y es fácil engañar al público. Los fallos sólo los descubre el melómano. En la música tonal es más difícil engañarle. Esta es lavalentía de Nin, sin apenas disonancias, heredadas del ambiente musical universal. Por ejemplo el aria de la Puta Vieja, si la firmara Prokofiev dirían que es una obra maestra y, sin embargo, se dice simplemente que está bien. Nos lo creeríamos si nos dijeran que es de Prokofiev. Gracias a todos los que han hecho posible este estreno.

J. MARÍA NIN - CULMELL
(A los 40 años)

PARTITURA PARA SOLISTAS
Y PARA UN CORO QUE PROPORCIONA
LA COLORATURA MUSICAL
DE LA ÉPOCA

Vocalmente La Celestina está compuesta preferentemente por solistas: Mezzosoprano ( La Celestina), Soprano (Melibea), Tenor (Calisto), mezzosoprano (Lucrecia), Barítono (Sempronio), Barítono (Pármeno), Soprano (Areusa), Soprano (Elicia).

El coro – fuera de escena –tiene una pequeña participación.

  • Es una participación corta, pero muy buena – matiza Miquel.
CORO (FIGURÍN) LUIS JUAN DE NIN

Según el comentarista Miguel Huertas:

  • La presencia del Coro (…) ofrece un material aislado del total de la obra con dos villancicos de Juan del Encina que están extraordinariamente integrados en el lenguaje de la obra y ofrecen un color propio de la época de Rojas. (…) la función del coro será trágica en el sentido clásico de la palabra, es decir, que interpela al público – al tiempo que a los personajes – y advierte del destino fatal que se cierne sobre ellos.

CANCIONERO DE JUAN DEL ENCINA

El artífice de la puesta en escena es Ignacio García – director adjunto del Teatro Español de Madrid. En principio no sorprende, pues en estos últimos años ha dirigido diversas óperas y con éxito. Lo que no sabíamos de su ligazón con Joaquín Nin-Culmell.


IGNACIO GARCÍA
  • Hace 8 años conocí a Nin y aunque nos llevamos 7 décadas, ello no fue problema para entendernos. Me enseñó lo que él creía que era una ópera lírica y lo que quería hacer con La Celestina. Lo que se ve sobre el escenario salió de su pluma escrita. Yo sólo le dí luz y volumen. Él me dio la pista. En una de sus cartas él pedía que yo hiciera la puesta en escena, por haber hablado con él. Por eso he querido ser muy respetuoso. En esta profesión, gusta el descubrir, pero para mí es importante lo que hay en la partitura y respetar la obra original. Eso fue lo que hizo que se fiara de mí.

La autoría del libreto es también de Nin-Culmell, a partir de la obra de Rojas Zorrilla y Juan del Encina.

  • Nin, por voluntad de estirpe y origen, quiso se un músico español – añade Ignacio García. Como compositor estudió con Falla y con la generación del 27. A sus más  de 90 años su voluntad de ser español, se vio cumplida. Este músico que se siente músico español, llega ahora al Teatro de la Zarzuela, que es donde quiso estrenar y donde tuvo otros éxitos. Se empeñaba en defender el patrimonio musical español. En esta partitura hay muchos recuerdos de la música tradicional española y es lo que creo que quiso hacer Nin para entender lo nuestro. Estuvo en los años 30 en España y se marchó en el 1936. Dejó una España luminosa, febril y volvió en el 1956  y encontró lo que encontró: una España oscura, turbia caracterizada por lo no permitido. Decidió escribir La Celestina  que era escribir sobre lo no permitido: el enfrentamiento de un cristiano viejo y el nuevo. Quiso escribir sobre las cosas que nos separan, como García Lorca en La Casa de Bernarda Alba. Quiso hablar de la España del s. XV y de la España de 1956.

Colección Fundación  A. Mª. IRIARTE

La Celestina se puede considerar una obra eterna para Nin, ya que pasó 40 años corrigiendo la partitura, según Ignacio García. Con esta obra…

  • Nin quería hacer un homenaje a la tradición española literaria y musical. Ya se habían hecho experimentos con las figuras de Don Juan y Don Quijote. En cambio con La Celestina no. Por ello consideró que era una fortuna el poder ponerle música. Por mi parte he intentado hacerla como él la concibió. Siempre lo digo. Todo lo que he hecho pretende reflejar esa imagen que el maestro tenía en la cabeza.

LA CELESTINA  (DIBUJOS DE EDICIONES ANTIGUAS)

La Celestina ya había sido abordada musicalmente en 1903 por Felipe Pedrell - Tortosa, Tarragona, 19-02-1841/ Barcelona, 19-08-1922 - , quien pone en marcha la música nacionalista. Según Nin “no con demasiada fortuna”. No obstante, Manuel de Falla escribe a Pedrell el 3 de enero de 1921: “No pierdo la ocasión en el extranjero de hablar de La Celestina, que siempre considero como obra fundamental del teatro lírico español”. La Celestina de Pedrell se estrenó en 1988 en la Ópera de París.

  • La estructura de La Celestina de Nin es muy del siglo XX. Tiene una duración de 70 minutos que es la utilizada por las óperas de vanguardia – declara Ignacio. Son tres actos, pero la representamos en continuidad para que el discurso musical no se pierda. Su estructura es aparentemente neoclásica. El inicio es expositivo, influenciado por su estancia en EEUU que no conocen el tema. Los tres actos están muy claros: el primero es la exposición, el segundo el nudo y todo el embrollo y el tercero el desenlace.

ALICIA BERRI/GLORIA LONDOÑO
FOTO: JESÚS ALCÁNTARA

EL AMBIENTE DEL SIGLO XV
PASADO POR LA VANGUARDIA

La escenografía pertenece a Domenico Franchi y el vestuario a Lluis Juste de Nin, primo del compositor.

  • La parte plástica y del vestuario ya hablan de la idea del compositor que pretendía una ambiente sombrío y suburbial como es el que necesita La Celestina. Se trata de una ciudad medieval con río en donde existe la parte alta y la parte baja y por eso se ha identificado con Salamanca o Toledo. La ciudad Alta con casas y la ciudad baja con los bajos fondos, las tenería, los bajos artesanos, las prostitutas. Así lo quería el maestro. Con este estreno el maestro estaría feliz. Ojalá esto sea un paso más en la recuperación del repertorio español. Ojalá la generación joven se atreva con la música española.

En general la puesta en escena Ignacio la define como la recreación…

  • …del ambiente del siglo XV pasado por la vanguardia. Por ejemplo el vestuario se trata del mismo modo que hizo Picasso. Pero éste es el envoltorio. Hay una insistencia en el expresionismo para marcar el aspecto de brujería de La Celestina. En general puede decirse que he intentado compaginar lo tétrico con lo poético, combinar la luz y la oscuridad que está en los personajes.

ALAIN DAMAS/GLORIA LONDOÑO
FOTO: JESÚS ALCÁNTARA

El proyecto le llegó a Ignacio de la mano de Ana María Iriarte.

  • La intentamos hacerla y se puede decir que fue una obra maldita. Se iba a estrenar en el Liceo y éste se quemó.

Por parte de Nin-Culmell la obra se fue perfilando totalmente entre el 1985 y 1991.

  • Ahí vertió todo lo de esos 30 años – advierte Ignacio. Me consta que al corregir revisaba la partitura y continuó así hasta el 2004. Ana María es la que con más tesón ha intentado que se estrenase. Desde el 2001 yo comencé a trabajar y Ana María siempre creyó en el proyecto. Hemos hecho lo que el quería que fuese su obra. El mérito es de la pluma de Nin.

LA CELESTINA
PICASSO


Ana María confirma el empeño por estrenarla que ha anunciado Ignacio.

  • He llamado a todas las puertas estatales para que se hiciera y me ha costado mucho: despachos, directores de escena, orquestas, a grandes cantantes les dí la partitura… No me hicieron caso y sólo este señor  - por Luis Olmos – me hizo caso.

Luis Olmos interrumpe

  • Y José Antonio Campos – antiguo director del INAEM – que insistió en llevarlo adelante. Estoy encantado con la obra y me gusta la parte artística y por eso comprendo esa voluntad férrea de Ana María por estrenar.

PÁRMENO
(FIGURÍN)
LUIS JUAN DE NIN
  • Estoy segura de que será un gran éxito – refrenda Ana María - , pero insisto que estas obras españolas para que se estrenen tienen que ayudarle el estado. Los compositores tienen derecho a que se oigan.
  • Y los espectadores a oírla – ataja Ignacio.

En esa signatura pendiente está la ópera Juan José de Pablo Sorozábal, que estrenarla es hacer justicia por partida doble. Por Sorozábal autor de la música y por su autor: Joaquín Dicenta.

  • Tenemos la partitura de Juan José y el año próximo se hará en San Sebastián en versión de concierto – revela Ignacio. Pero exige hacerse en escena.

SEMPRONIO
(FIGURÍN) LUIS JUAN DE NIN

TESITURAS DIFÍCLES Y ARRIESGADAS
Y NECESIDAD DE ENTENDER LA LETRA
E INTERPRETAR

Los cantantes han sido elegidos por la propia Ana María Iriarte.


PARTE DEL
ELENCO ARTÍSTICO
Y ANA MARIA IRIARTE
  • Alguno lo he escogido de la plantilla del coro de la zarzuela. Todos están perfectamente encajados en la obra, en la que laten una serie de dificultades vocales. En primer lugar hay que entender la letra y se entiende muy bien. También hay tesituras difíciles y arriesgadas. Pero hay algo más interesa interpretar y no sólo cantar. Hay que actuar. La Celestina al invocar a los dioses malignos tiene que poner una carga tremenda de pasión y odio

AREUSA

LUCRECIA

ELICIA

Esta Celestina de Nin sólo cuenta con 5 representaciones, lo cual parece escaso.

  • Nuestro deseo sería que no sólo sean esas cinco representaciones – declara Ignacio. De momento es sólo el impulso inicial para que vea la luz. Después ya veremos cómo se pueden hacer más veces y en más teatros. Pero, por el momento, los medios humanos y técnicos son los que son.   

Ante este deseo Soledad López interviene:

  • Quiero recalcar que si estoy aquí es para apoyar este proyecto organizado y coproducido con la Fundación Ana María Iriarte. Nuestro objetivo es incrementar las actuaciones y apoyar proyectos que pueden interesar a las ciudades. Estamos abiertos a proyectos válidos de nuestro patrimonio cultural.
  • Te cojo la palabra – irrumpe Ana María. Hay otra obra el Don Perlimplín de García Lorca por el italiano Vittorio Rieti (*) que se estrenó en París - 1951. Es una obra preciosa que tiene que tener salida.

En cuanto a la posibilidad de grabación sonora hay una esperanza, según Ana María Iriarte:

  • La SGAE (Sociedad General de Autores) quiere grabarla.

LA VUELTA DE ANA MARÍA IRIARTE
AL TEATRO DE LA ZARZUELA:
AROMAS DE OTROS TIEMPOS

Ana María Iriarte ocupó gran parte de la discografía de zarzuela de los años 50 y 60 y fue la que – como Aurora la Beltrana – inauguró, junto a Alfredo Kraus, Lina Huarte, Ana María Olaria e Inés Rivadeneira, el Teatro de la Zarzuela en 1956 con Doña Francisquita bajo la dirección de José Tamayo. Aquel momento no era solo inaugurar un teatro, sino que con aquella puesta en escena la zarzuela daba un salto al mundo del espectáculo a lo grande, a todos los niveles (**). Volver al Teatro de la Zarzuela es para Ana María

  • …emocionarme. Fue muy bonito y hermoso. Se puede decir que soy de la casa.


“SOY MADRILEÑA. PORQUE DIOS HA QUERIDO QUE ASÍ LO SEA…”
DOÑA FRANCISQUITA
(TEATRO DE LA ZARZUELA de MADRID, 1956
DIRECCIÓN: JOSÉ TAMAYO

DOÑA FRANCISQUITA VIAJA A VIENA
CON ANA MARÍA IRIARTE COMO LA BELTRANA

Aquella Doña Francisquita viajó a Alemania al Volksoper de Viena y se cantó en alemán. Era la primera vez que un espectáculo de zarzuela viajaba a Centro Europa (***). La Beltrana fue Ana María Iriarte. El periódico Nene Tageszeitung destacaba

  • “la técnica de Vives, la “gravedad fanática” con que Odón Alonso dirige la orquesta, la calidad vocal de Ana María Iriarte (Antonio Fernández Cid, critico musical de ABC)

DOÑA FRANCISQUITA  (2º ACTO)
COFRADÍA DE LA BULLA
VERSIÓN DE LA VOLKSOPER (VIENA)
DIRECIÓN: JOSÉ TAMAYO

La obra se tradujo totalmente al alemán y el famoso “Soy madrileña” se convirtió en “Am Manzanares”

  • Una traducción que nada tenía que ver con el original Ana María la canta en alemán y después traduce:

En Manzanares
un hombre me ha besado
y no sé quién es

El original va por otro lado:

Soy madrileña
porque Dios ha
querido que así lo sea


DOÑA FRANCISQUITA
(FINAL 1º ACTO)
“VIVAN LOS NOVIOS, VIVAN MIL AÑOS”

                                                                        

En cambio lo que cantó en español, según las crónicas de la época, fue el Marabú “con una gracia insuperable”. 

Ana María desvela aquel momento del Marabú.


DOÑA FRANCISCQUITA  (CANCIÓN DEL MARABÚ)
(VERSIÓN DE LA VOLKSOPER DE VIENA)
ANA MARÍA IRIARTE (al fondo)
  • Sí lo canté en español. Es más, me había dado un cólico tremendo y par aliviar el dolor me dieron hasta morfina así que salí eufórica y no solo lo canté en español sino que hasta lo bailé. Aquella representación fue un éxito tremendo. Otra cosa era el idioma. Pretendían que pusiéramos el acento del vienés popular. Algo imposible. De todos modos cantar y hablar en alemán no me fue difícil porque yo me eduqué en un colegio alemán. Ese éxito en los ensayos costó mucho. Yo creo que José Tamayo es allí donde perdió la voz, pues se desesperaba por sacar de las alemanas la gracia de moverse. Me decía: “paséate con el mantón y muéstrales cómo lo hace una madrileña”.  No era fácil con aquellas mujeres tan altas y unos pies enormes. Pero fue una experiencia inolvidable.

La crónica de Antonio Fernández Cid nos relata la reacción del público:


ENSAYO CON LAS
BAILARINAS
ALEMANAS

DOÑA FRANCISQUITA
(2º ACTO)
(VOLKSOPER, VIENA)

“la crítica más entregada y fervorosa es la de Die Presse que juzga la obra graciosa, amena y de buen gusto – pese, como todos, a reservas sobre la traducción – y agradece al director de la Volksoper la selección de esta novedad. “Música simple en la instrumentación, agradable, ingeniosa, graciosa, interesante de ritmo, sin una huella de falsa sentimentalidad o cursilería”, dice. Mientras doña Francisquita se aplaude en las sucesivas representaciones y el público ratifica el juicio del estreno que destaqué en mi primera crónica”.

De aquel experimento alemán no queda ninguna grabación sonora.

 


(*)
Título: don Perlimplín (Ópera. 1951)
Música: Vittorio Rieti Scores
Solistas: Alto, Barítono, Mezzosoprano, Soprano
Coro
Duración:
1 hora y 5 minutos
Idioma: inglés

La mezzosoprano Inés Rivadeneira se presentó en París cantando Don Perlimplín, de Vittorio Rieti, basado en un texto de García de Lorca.

Vittorio Rieti (Alejandría, Egipto, 28 – I – 1898/ Nueva York, 19 – II – 1994) fue un compositor americano, descendiente de italianos. Estudió música con Giuseppe Frugatta en Milán (1912 – 1917) así como económicas en la Universidad de Milán, donde obtuvo el doctorado en 1917.  Su primer éxito internacional fue Concierto para viento y orquesta  (1927, Festival de Praga). Entre 1925 y 1940 alterna Roma y París, donde siente la influencia de Igor Stravinsky, Sergey Prokofiev, Paul Hindemith, Manuel de Falla, Kurt Weill y Los Six. Escribe la música del ballet Barabau para Sergey P. Diaghilev, que tuvo un particular éxito. También música incidental para el teatro de Louis Jouvet en París. De 1931 a 1938 se dedicará la música de cámara moderna. En 1940 se marcha a Estados Unidos y se hará ciudadano norteamericano en 1944. Compondrá música para las coreografías de Balanchine. Después de muchos experimentos atonales evolucionó a un lenguaje neoclásico manteniendo un toque muy particular suyo.

(**) ya en 1955 José Tamayo había montado una versión de La Verbena de la Paloma en la Corrala de Mesón de Paredes, a nivel espectacular, en la que las balconadas de la Corrala formaban parte de la escenografía.

(***)

A principios del siglo XX se representó en Francia La Verbena de la Paloma, en francés. La noticia la he leído en una de las revistas de la época, de la cual actualmente no tengo referencia. No obstante no lo cita el Diccionario de La Zarzuela, ni tampoco La Historia del Teatro Apolo y de la Verbena de la Paloma de José López Ruiz.


LA VERBENA DE
LA PALOMA
(1955),
LA CORRALA.  Versión de JOSÉ TAMAYO


José Ramón Díaz Sande
Copyright©diazsande

 

Última actualización el Sábado, 08 de Mayo de 2010 11:28
 
Adobe Creative Suite 6 Design & Web Premium || Microsoft Windows 7 Home Premium || Adobe Creative Suite 4 Master Collection MAC || Parallels Desktop 7 MAC || Autodesk AutoCAD 2010 || Navicat Premium 9 || Microsoft Office 2011 Home & Business MAC || Adobe Photoshop Elements 10 || Adobe Acrobat X Pro || Adobe Photoshop Lightroom 5 || Sony Vegas Pro 9 || Adobe Creative Suite 5 Web Premium