Lisette Oropesa. Rovaris. Rossini-Donizetti. TR Imprimir
Escrito por José Ramón Díaz Sande   
Domingo, 27 de Marzo de 2022 09:51

lisette TR cartel b 

LISETTE OROPESA
(soprano)
en CONCIERTO

EL BRILLO DEL BELCANTO
en las
VOCES DEL REAL 

músicas
GIOACHINO ROSSINI
GAETANO DONIZETTI

intérpretes
soprano
LISETTE OROPESA

director musical
CORRADO ROVARIS

director del coro
ANDRÉS MÁSPERO

CORO Y ORQUESTA TITULARES DEL TEATRO REAL

en el
TEATRO REAL
(SALA PRINCIPAL)
de
MADRID

30 de marzo de 2022: 19:30 h.

El 23 de diciembre de 2021, la soprano Lisette Oropesa se presentaba en el Teatro de la Zarzuela, acompañada al piano por Rubén Fernández Aguirre, con un programa de concierto dedicado a la zarzuela española y cubana en el llamado ciclo Zarzuela de ida y vuelta (CLICK), que recuerda como

un éxito muy bonito y ahora volver de nuevo a Madrid y al Real, es encontrarme con un  público que ama la ópera, a los cantantes y que se pide "bis", la gente se vuelve loca, protesta…hace todo. Es como volver a casa y me siento bien.

Ahora se presenta en el Teatro Real, acompañada por Coro y Orquesta bajo la dirección musical de Corrado Rovaris, con un programa que canta a Gioachino Rossini y a Gaetano Donizetti.

LA EMBLEMÁTICA TRAVIATA
QUE NOS TRAJO EL COVID 19

   
  Rueda Lisette b
  LISETTE OROPESA
FOTO: JAVIER DEL REAL

No es la primera vez que canta en el Real: Rigoletto (2915) (CLICK), Lucia di Lammermoor (2018) (CLICK) y la emblemática Traviata (2020) (CLICK)que desafió al COVID 19, manteniendo las distancias de seguridad mediante una ingeniosa puesta en escena de Leo Castaldi (CLICK). Esa Traviata fue más allá: el bis de Lisette Oropesa en el aria final. Era el primer bis de una mujer en el Teatro Real, desde que se reinaguró.

Era una versión COVID en la que no nos podíamos acercar y una versión con cortes, para tratar de terminar en 2 horas. En el aria Addio al pasatto cantaba solamente una estrofa, cuando normalmente son dos. Después de la primera estrofa el público era muy generoso y aplaudían tanto que me pidieron que cantara otra vez el Addio al pasatto, en mi última función. Volvía cantarla pero canté la segunda estrofa para que fuera completa. Técnicamente  no es un bis, pero es la misma música. Me alegré mucho por esa experiencia en Madrid tan bonita. Eran mis primeras funciones después del confinamiento. Hasta entonces sólo había cantado en "streaming", virtuales. 

ARIAS FRANCESAS
DE COMPOSITORES ITALIANOS

El concierto lo componen arias francesas de compositores italianos, y versiones francesas de óperas italianas, como es el aria Que n'avons nous des ailes, perteneciente a Lucia de Lammermoor (versión italiana 1835) en la versión francesa muy revisada de 1839 para el Théâtre de la Renaissance en París.  El programa cuenta con fragmentos de las óperas Guillaume Tell, Le siège de Corinthe y Le Comte Ory de Gioacchino Rossini, y de Les Martyrs, Lucie de Lammermoor, La favorite y La Fille du Régiment, de Gaetano Donizetti, que es parte del disco recién grabado.

Al frente  de la orquesta está como director musical Corrado Rovaris que fue

el director de mi primera Traviata en Filadelfia. Con él he aprendido el papel de La Traviata, porque  siempre era muy exigente. Cuando decidí grabar este disco, pedí que fuera Corrado quien lo dirigiera y me alegro que también pueda dirigir este concierto.

En la programación hay algunos títulos como Le comte Ory (1817) de Rossini que nunca ha cantando en su integridad

Me ha pedido muchas veces que la cantara, pero siempre he dicho que no, porque, para mí,  el papel tiene demasiado coloratura y de soprano ligera en el que no me siento cómoda.  Grabar el aria y cantarla en concierto "Okey", pero cantar el papel entero no. Lo siento. Lo mismo me sucede con Les Martyrs de Donizetti, pero el aria de Les Martyrs es muy parecida a la primera aria de La fille du régiment (Donizetti) que cantamos en el concierto: misma tonalidad, mismo sentido de decir un "adiós" y como que estás extrañando a alguien y la misma emoción.

ROSSINI Y DONIZETTI,
ITALIANOS EN FRANCIA

   
  Rovaris B
  CORRADO ROVARIS
FOTO: TEATRO REAL

Rossini y Donizetti estuvieron vinculados a París y sus escenarios, de ahí sus composiciones en francés o bien la versión francesa como es el caso de Lucia de Lammermoor (1835, versión italiana) pedida por el Théâtre de la Renaissance en 1839, que no supone una simple traducción, ya que Donizetti cambió de lugar algunas escenas y alteró algunos personajes.

El aria Lucía de Lammermoor, es de coloratura pura y para la versión francesa necesitas otro tipo de soprano. El aria Regnava nel silenzio si la cantas en la tonalidad tradicional que es más baja, necesitas otro tipo de cantante, porque  la tonalidad la hace más dramática, al ser más baja. Sin embargo la del concierto en versión francesa  Que n'avons nous des ailes, es un aria de "pajaro". Una tonalidad mucho más alta, más ligera. El personaje no habla nada de la historia del fantasma. Es totalmente un aria de amor "quisiera irme contigo, alejarnos de este mundo de aquí, vamos al futuro nuestro que será algo bonito…" No tiene nada que ver con la música de la versión italiana. También es verdad que la Lucia italiana la puedes cantar en una tonalidad más aguda, con lo cual cambia también el personaje, pero no importa porque la música es igual. Entonces  Regnava nel silenzio, se convierte en otra escena. 

Entre cantar  en francés o en italiano, la balanza se inclina hacia el cantar en francés, para Lisette.

No es que no me guste cantar en italiano, sino que en francés hay más opciones porque hay más vocales, más colores, más sonidos. El español como el italiano, tiene 5 vocales o 7 si es superespecífico. En el francés hay como 16 vocales. Puedes catar  de nariz, atrás, adelante… Sólo con eso puedes hacer un montón de colores, buscar dinámicas que no existen en otros idiomas. El sonido te fuerza a sacar otros sonidos. Es como pintar con más colores. También en el teatro francés se trata mucho más el texto, la poesía, que en el canto italiano. En mi opinión, a veces se concentra mucho en el sonido de la voz y no tanto en las letras en cuanto lo que está diciendo. Somos nosotros quienes tenemos que interpretar, pero como está escrita, dices "Ahhhhh" durante dos páginas, en cambio en la música francesa siempre tienes más que decir. Por ejemplo en La fille di régiment no hay letras que se repiten tanto.  Te dicen más cosas y hay más versiones textuales con la misma música. Entonces no vamos a escuchar solamente una voz bonita que técnicamente puede hacer esto u lo otro. También el personaje se convierte en un personaje mucho más  complejo.

EL "BEL CANTO" AL ESTILO ITALIANO
CON EL IDIOMA Y GUSTO FRANCÉS 

DSC03321 b  
LISETTE OROPESA (LUCIA de LAMMERMOOR. T. REAL)
FOTO: JAVIER del REAL
 

Tales observaciones plantean un problema para los cantantes no franceses y se puede barruntar que en muchas ocasiones, vocalmente, lo que escuchamos es una traducción reducida, al no poder mantener la variedad de sonidos franceses.

En efecto es un problema para cantantes no franceses. Por eso yo quería cantar música en francés de compositores italianos. Cuando dije que íbamos a grabar  un disco de "bel canto francés", todo el mundo me dijo "¡Meyerber!""¡Goudnov!"…No, no dije, "voy a cantar  Rossini, Donizetti", "¿Pero, cómo? si son italianos"…Hasta Verdi escribió música  en francés. Este estilo del "bel canto" es el estilo italiano, pero con el idioma y gusto francés. Creo que esto lo hace superinteresante. Es parecido a Meyerber, pues Rossini y Meyerber eran muy parecidos. Hay música en Le comte Ory que se parece mucho a la de Robert le diable de Meyerber.

El Guillaume Tell de Rossini, posiblemente quería emular a Meyerber, pero Lisette precisa que

la "grand opera" al uso francés, no es bel canto. Rossini era un compositor de  "bel canto". Guillaume Tell es una ópera de bel canto, pero también de la "grand opera" francesa". Esa mezcla es lo que me gusta, porque nosotros estamos obsesionados con el estilo y qué tipo de cantante debería cantar tal cosa. El problema es que lo que está escrito en la "grand opera", tiene extremos: hay que tener agudos y sobreagudos, y bajos imposibles. Es difícil poner en escena cantantes con esa capacidad. ¿Quién va cantar Le comte Ory? Hoy en día hay muy pocos cantantes que sean capaces. Con este programa quería tocar esos extremos, lo cual es un programa superdifícil. 

LAS VERSIONES ITALIANAS
MENOS VÍGENES QUE LAS FRANCESAS

Una de las ventajas  de las versiones francesas es que están más vírgenes que las italianas, pues al cantarse más están llenas de añadidos, cadencias y formas de cantar.

   
  lisette ristra v b
   LISETTE OROPESA
FOTOS: www.madridteatro.net

Por ejemplo en La fille du régiment tenemos la tradición italiana del  "bis", de los superagudos del tenor. Eso es superbelcantista, pero eso se hacía también en la ópera francesa cuando se volvían locos por un cantante. Cuando el público se mete, empieza la tradición. Todo el mundo dice que la tradición es culpa del cantante, pero también del público, porque el público empieza a hablar "¿Oíste lo que ha hecho? ¡El agudo!..." Entonces después de cuatro días el cantante sabe que el público está esperando lo que pasó la otra noche y se convierte en una tradición.

Lisette corrobora que formas de cantar de cabeza o de pecho influyen en el posterior  modo de abordar la partitura, así como el tipo de escenario, el haber introducido la orquesta sinfónica. Todo ha crecido para complicarte la vida.

Estas composiciones francesas fueron estrenadas con gran éxito en París. Requieren cantantes hábiles, con registros agudos, de legato limpio y extraordinaria agilidad, características que han encumbrado a la protagonista de estas Voces del Real 

SIEMPRE ESTOY APRENDIENDO
Y TRATANDO DE MEJORARME

De Lisette Oropesa se ha escrito que es una cantante con magnetismo. Tiene presencia escénica, dotes de interpretación, simpatía y, lo más importante, una voz lírica y luminosa que, sustentada sobre una técnica perfecta, que la convierten en la intérprete idónea para las heroínas del bel canto, aunque en su repertorio tienen también presencia relevante los papeles verdianos o mozartianos. Enjuiciándose a sí misma se ve como

una cantante perfeccionista. Nunca estoy contenta conmigo misma. Siempre estoy aprendiendo y tratando de mejorarme, porque hay mucha cosas que me cuestan y quisiera algún día poder hacer como cantante, como intérprete. También hay cosas que hacía más fácilmente cuando era más joven que ahora no puedo hacer, no obstante ahora me siento más confortable en la zona más baja de mi voz, que cuando era más jovencita, pero también era más ligerita y la coloratura la podía hacer más rápida. Ahora la coloratura me cuesta un poco más. Lo importante es que siempre trato de mejorarme y eso es una cosa que cualquier cantante, aunque diga que tiene la técnica perfecta, o que la están buscando, tiene que procurar y cuando la encuentras se te va porque estás creciendo: tu cuerpo cambia como mujer, tu voz cambia. Si pasas un año cantando papeles pesantes, cambia la voz si no tienes cuidado. Por eso quiero cantar, también, papeles ligeros, mantener la coloratura, los agudos y sobreagudos porque sino se me van (ríe). Eso es bueno, porque no tenemos un instrumento que se empaqueta en una caja, lo pones en el avión y te olvidas de él. Tenemos un instrumento constantemente dentro de nosotros. Cualquier cosa que comas, bebas o sueñes, todo te afecta.

APRENDER A DECIR "¡NO!"

Este continuo crecer vocalmente lleva tiempo y es algo con lo que tienen que luchar los cantantes jóvenes que viven en un mundo de más inmediatez.

En inglés hay un dicho: "Para tener el éxito de un noche te demoras 10 años". Creo que debería demorarse 10 años. Yo también soy culpable de esto. Cuando era más joven quería cantar todo, hacer esto y lo otro, estar frente a todo el mundo…, pero si mi carrera no hubiera crecido en el modo que ha crecido, creo que no hubiera llegado a este punto y que no me hubiera conformado conmigo misma: con mi voz, con mi técnica, con lo que soy capaz y no capaz de hacer. Cuando uno es joven no sabe decir no, porque no sabe si es capaz de algo  o no. No se ha hecho el test y no está absolutamente segura de si va a poder salir al escenario y cantar en ese momento es papel esa noche para ese público, porque no ha tenido la experiencia. Dirá "Okey, voy" Si es un éxito, fantástico, pero si es un fracaso el pobre cantante se queda con esa experiencia en su cuerpo para siempre. Ha aprendido algo, pero uno no quiere aprender así. Eso esa prender quemándose y de la manera más difícil. El problema es que si uno busca un cantante joven, que tiene talento, posibilidades, lo quiere empujar. Si es un tenor, si es guapo, tiene la voz grande, baila…"¡Ponlo ahí! que necesitamos tenores, sopranos, gente joven, buena, bonita, fresca, con ganas, porque los jóvenes tienen ganas. Hay que buscar el equilibrio.

A estas alturas de su carrera ha aprendido a decir "No" y

digo No todos los días (ríe). Hay que llegar a un cierto punto en que no te cueste decir "No". Si un Teatro te ofrece una cosa que necesitas hacer por ganas o porque es la única oportunidad que tienes para cantar este papel con el que has soñado aunque no esté totalmente listo , o cantar con este director, te cuesta más decir "No" . A lo mejor esa oportunidad no va a volver a pasar por cinco años o más. Si te llaman en el último  minuto, vas, pero es un riesgo porque puede ser un desastre o un éxito. Puede cambiar mi vida en una forma fantástica o retrasarme 10 años.  Cuando un cantante tenga la experiencia, este estabilizado en su carrera, puede empezar a decir "No", porque sé que voy a tener otra oportunidad mejor para mí.  

DESEOS DE DECIR "SÍ"
A PROYECTOS SOÑADOS

Lisette tiene varios "Sí" que responder ante ciertos papeles que aún no ha interpretado.

   
lisette oropesa 05 bc  
LISETTE OROPESA (RIGOLETTO. T. REAL)
FOTO: JAVIER DEL REAL
 

He soñado con cantar I Puritani(1835, Bellini) por años, y nunca he tenido la oportunidad. El año pasado iba a hacer una versión en concierto, pero me enfermé. Tenía la voz un tanto desequilibrada. No quería hacer el debut con ese papel y  lo cancelé. Entonces mi Puritani va a ser en septiembre de este año. Otro es Juliette. He cantado el aria del vals, pero al ser un papel más lítico requiere una voz más redonda. Antes era demasiado joven. Pasa muchas veces que aunque el personaje tena 15 años tienes que tener 45 años para cantarlo bien. También hay papeles de la ópera francesa con demasiada coloratura como sucede con Lakmé (1883, Leo Delibes). Cuando era joven lo quería cantar más que nada, pero no tengo el  Mi sobreagudo superfijo y no quise meterme en eso.  Otros papeles de la ópera francesa son demasiados pesantes para una  soprano de mi tipo de voz.  Entonces hay que buscar el equilibrio que es el repertorio de este concierto

Co respecto al Teatro Real hay algunos "Sí" y en concreto para la temporada siguiente. 

TODO AFECTA EN EL MOMENTO DE CANTAR
NO PUEDES DEJARLO ATRÁS

Ante los tristes momentos bélicos que vivimos con la muerte de tantos inocentes Lisette reconoce que todo eso afecta en el momento de cantar

No puedes dejarlo atrás. Te afecta a tu cuerpo. No es que sales al escenario, aprietas un botón y empieza la música. No somos máquinas, somos humanos y cualquier tristeza que llevas contigo, o la felicidad o si estás enamorado o no, divorciado…Lo llevas contigo y te sale en la voz. Es algo que no puedes evitar. Nuestro instrumento no lo metes en una caja. A veces siento de mi voz "¿Qué es este sonido?" Es algo que pasa sin querer. A veces es mejor así porque esa emoción tuya va a llegar al público. Si cantas sin emoción ¿a quién vas a llegar? Ese es el problema con la técnica vocal. Aunque tú la tengas muy segura, la emoción te puede dominar y hay que controlarla un poco. Si te dejas llevar por la emoción del momento: lo que estás pasando, lo que está pasando en el mundo…Cuando en aquella Traviata (del COVID) del Real el no poder tocar a Alfredo, no poder ni acercarme, no poder estar con el Coro, eso me dolía.    

ACTUALMENTE LA DIVA NO EXISTE
SALVO DOS Ó TRES

   
  lisette traviata 5 b
  LISETTE OROPESA (LA TRAVIATA, covid 19. T.REAL)
FOTO VIDEO: T. REAL

Lisette Oropesa parece estar muy alejada del concepto de Diva y no marca distancias en su expresión corporal. Protesta cómicamente

Yo no soy Diva. En general, actualmente, no existe, aunque hay dos o tres que son como las de antes. Hay un par en este mundo (risas). El concepto de la Diva ya ha cambiado mucho. Puede ser  que el concepto de Diva, venga del público: "¡Esas es mi Diva", pero ella no lo siente así. Hay compañeros que, por el contrario, niegan que tal cantante tomada por Diva sea una Diva y que sepa cantar. La Diva importa al público, lo que dice el público de ella. El ser Diva es algo muy personal

Hoy en día el individualismo de un cantante de ópera ha desparecido, pues todo depende más de un conjunto, incluyendo orquesta, espacio escénico etc… 

Lisette no estigmatiza a las redes sociales como tal y reconoce que a través de ellas se le podría dar un empujón a la ópera ante otros públicos, pero lo que no quiere es aparecer como una imagen frívola o superficial, sea por contenido  o por imagen. Como recuerdo le viene a la memoria

Yo canté una Traviata, en concierto, en Parma. Estaba mi cuarto bis que era Sempre libera. Cuando llega la parte de Alfredo, que canta fuera del escenario, se levantó un chico del público y empezó a cantar conmigo. Alguien del público lo grabó, y ese video se ha hecho tan popular, por culpa de nadie. Por algo orgánico que pasó en el momento. No era nada planeado. Se hizo superpopular en China. Tengo un millón de seguidores que nada saben de ópera, pero que se enamoró de la magia del teatro. "Si esto es la ópera, yo quiero ir". Eso es orgánico. El algoritmo que lo empujó, no sé.
 

programa b

FUNCIÓN
30 de marzo de 2022: 19:30 h.

PRECIO
De 175 € a 56 € 

Título: Lisette Oropesa en concierto
Ciclo: voces del real
Músicas: Gioachino Rossini (Guillaume Tell, Le Siège De Corinthe y Le Comte Ory), Gaetano Donizetti (Les Martyrs, Lucie De Lammermoor, La Favorite y La Fille Du Régiment)
Coro y Orquesta Titulares del Teatro Real
Intérpretes
Soprano: Lisette Oropesa
Director Musical: Corrado Rovaris
Estreno en Madrid: Teatro Real (Sala Principal),  30 - III - 2022

 
Más información
     Lisette Oropesa. Concierto. Aguirre. TZ
                              
 
José Ramón Díaz Sande
Copyright©diazsande

FOTO: Bogusław Trzeciak

 
Teatro Real
Director: Joan Matabosch
Plaza de oriente s/n
28013 – Madrid
Tf. 91 516 06 60
Metro: Ópera, líneas 2 y 5
Ramal Ópera-Príncipe Pío
Sol, líneas 1, 2 y 3
Autobuses: Líneas 3, 25 y 39
Parking: Plaza de Oriente
Cuesta y Plaza de Santo Domingo
Plaza mayor

www.teatro-real.com

 

Última actualización el Domingo, 27 de Marzo de 2022 15:02